Este sitio Web utiliza cookies para asegurar la mejor experiencia al usuario. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra política de cookies

La Lonja

Monumento

Situada frente al mar y precedida por las palmeras del paseo de Sagrera, se alza la silueta de la Lonja de Palma, antigua sede del Colegio de la Mercaderia que fue la institución gremial de los mercaderes de Mallorca.

Las obras del edificio se iniciaron en 1421 bajo la dirección del arquitecto y escultor Guillem Sagrera (1370-1456), natural de Felanitx, que abandonó el proyecto casi acabado en 1446 por discrepancias con los promotores. El acabado de los últimos detalles de la Lonja será en 1488.
Sagrera fue un maestro de gran influencia que participó en importantes obras (en algunas incluso de modo simultáneo) en los territorios de la corona de Aragón, que incluyen la catedral de Mallorca, la de Perpiñán y el Castelnuovo de Nápoles, entre otras.

Arquitectónicamente la Lonja es un gran espacio único rectangular articulado en tres naves sostenidas por seis esbeltas columnas helicoidales, con cubierta de bóveda de crucería. Las nervaduras de los arcos de las bóvedas se fusionan con la espiral de las columnas y en los laterales quedan embebidos en los muros. Cuatro torres ortogonales en los extremos, diez torres menores que actúan como contrafuertes, ocho ventanales y la decoración de gárgolas y estatuas caracterizan su aspecto exterior.